Cómo desinstalar Windows 10 y regresar a Windows 7 o Windows 8.1

Si quieres quitar la actualización de Windows 10 y regresar a Windows 8 u otra versión anterior, lo tienes relativamente sencillo. Solo tienes que seguir esta pequeña guía que hemos preparado, y que es la más completa que hay hasta el momento.

Cómo desinstalar Windows 10 (versión fácil)

windows 10_opt

Vamos a empezar viendo cuáles son los pasos para desinstalar Windows 10 y volver a Windows 7 u 8. Como verás, da igual que quieras regresar de Windows 10 a 7 o regresar de Windows 10 a 8. El procedimiento es esencialmente el mismo:

Una aclaración previa

Hay que mencionar, antes de empezar, que desinstalar Windows 10 y volver a Windows 7 u 8 es fácil siempre y cuando hayas hecho la instalación a partir de la actualización que Windows ponía a tu disposición.

Hay dos formas de instalar Windows 10: La primera es mediante la actualización, que, digamos, “deja en oculto” el anterior sistema operativo (el Windows 7 u 8). La segunda es mediante la instalación limpia, que borra el contenido del disco duro.

En el caso de que hayas hecho una instalación del segundo tipo, deberás formatear tu PC a la manera tradicional, porque habrás borrado el sistema operativo anterior. En el enlace que te he puesto ahí, puedes ver cómo formatear con facilidad.

En el caso de que hicieras la instalación mediante actualización, la cosa es mucho más sencilla, y solo tendrás que pulsar un par de botones. Eso es lo que vamos a ver aquí en primer lugar.

Sin embargo, conviene hacer una aclaración extra: Esto que vamos a ver a continuación no se podrá aplicar siempre, sino solamente durante los 30 días después de la actualización.

Es decir, es poco probable que tú puedas hacerlo, porque ya hace bastante tiempo que apareció Windows 10 y, probablemente, hace más tiempo que lo actualizaste. Pero, si lo hiciste hace poco, podrás seguir estos pasos.

Así que… Vamos a ver los pasos que hay que seguir para hacer esta desinstalación sencilla y, después, veremos la forma difícil de hacerlo:

Paso 1: Ve a Configuración del Sistema

Lo primero que tienes que hacer es acudir a la app Configuración del Sistema, a la que puedes acceder a través del menú de Inicio, y, después, haciendo clic en el botón de Configuración.

Con esto, se te abrirá una ventana con varios elementos propios de la Configuración de tu ordenador, Tablet o móvil, dependiendo de qué dispositivo estés utilizando y quieras revertir a la versión anterior de Windows.

Paso 2: Actualización y Seguridad

El siguiente paso es ir a la sección de Actualización y Seguridad. Como el nombre indica, esta es la sección donde está todo lo relativo a la actualización (que Windows llamó de seguridad, cuando en realidad era un cambio de sistema operativo).

Investigando un poco encontrarás el botón de “Recuperación”, que sirve para que puedas recuperar fácilmente el sistema operativo anterior, olvidándote del Windows 10 que tienes actualmente operando.

Tras hacer clic en “Recuperación”, deberías poder ver una opción llamada “Regresar a Windows 7/8.1”, que es justo lo que tú deseas. Esta opción, si no instalaste Windows 10 a través de la actualización, es posible que no te aparezca y no sea posible utilizarla.

Pero, si te aparece y puedes utilizarla, solo tienes que hacer clic en ella, y, después, hacer clic en “Empezar”.

Paso 3: La razón

Lógicamente, Microsoft tiene interés en que Windows 10 se extienda tan pronto como sea posible, y que se convierta en un sistema operativo muy utilizado. Por lo tanto, el hecho de que vayas a desinstalarlo, es algo que le preocupa.

Por ello, cuando empieces el proceso de desinstalación de Windows 10 para volver a Windows 7 u 8, te preguntará que cuál es la razón de que quieras volver a la versión anterior.

También te mencionará algunas advertencias sobre lo que implica desinstalar Windows 10. Por ejemplo, se te informa de que tendrás que reinstalar algunos programas y que necesitarás la clave de inicio que tenías en Windows 7/8.1.

Este último punto es importante y debes prestarle atención, porque, si desinstalas Windows 10 y no tienes la clave de acceso a la versión anterior, no podrás utilizar tu ordenador.

Por cierto, con clave de acceso me refiero a la clave de inicio de sesión. Es decir, tu contraseña para empezar a utilizar el ordenador.

Paso 4: Copia de seguridad

Antes de empezar el proceso de desinstalación de Windows 10, también te informará de que es recomendable que hagas una copia de seguridad antes de que sea demasiado tarde, por si hubiera algún problema durante el proceso.

Es importante que la hagas, porque, aunque no suele haber problemas durante el proceso, basta con que te toque a ti para que pierdas documentos y archivos importantes. Por lo tanto, asegúrate de guardar todo lo que te importe en algún USB.

Paso 5: Regreso a Windows 7/8.1

Hecho lo anterior, puedes empezar el proceso para volver a Windows 7/8.1. Solo tienes que pulsar el botón, y dejar al ordenador trabajar. Él se encargará de todo, y tú solo tienes que tener paciencia, porque puede tardar unas horas.

Paso 6: Revisar e instalar antivirus

Una vez hayas recuperado la versión de Windows anterior, es importante que te pongas a revisar que todo esté en orden, porque puede que haya habido programas que se desinstalan durante el proceso.

Además, puede que tengas que recuperar los archivos que guardaste en el USB, para que puedas volver a disfrutar de ellos. Normalmente, los archivos se mantienen, y solo se cambia el sistema operativo. Sin embargo, si esto no sucede en tu caso, deberás recuperarlos desde el USB.

Por último, te recomiendo que instales un buen antivirus al recuperar el antiguo sistema operativo. ¿La razón? Windows 10 puede que no te guste, pero tiene un antivirus bastante bueno por defecto, y los antivirus de Windows 7 y 8 son bastante peores.

Por eso, para compensar esa pérdida, te recomiendo que adquieras un buen antivirus. Aquí hemos preparado una buena guía con los mejores antivirus del mercado. Así, podrás estar bien protegido ante cualquier amenaza.

Cómo desinstalar Windows 10 (versión difícil)

En este apartado, básicamente, vamos a ver la forma difícil de desinstalar Windows 10 y volver a la versión anterior. Es, esencialmente, un formateo. Aquí vamos a ver una versión resumida del proceso, pero recuerda que puedes ver una versión extendida en nuestra guía para formatear un PC y nuestra guía para formatear un portátil.

Paso 1: Copia de seguridad

En esta ocasión, la copia de seguridad no tiene vuelta de hoja. Tienes que hacerla sí o sí, porque esta vez sí que vas a borrar los archivos, y, si no los guardas en un USB, después no podrás recuperarlos.

Aquí tienes varias opciones. La más normal es copiar los archivos que te interesen y guardarlos en un USB, pero también tienes la opción de acudir al apartado “Copias de seguridad”, en la ventana de Configuración, y dejar que se haga una copia automáticamente.

Recuerda que tienes que seleccionar la opción de hacer una copia de seguridad válida y compatible con Windows 7. Una vez lo hayas hecho, puedes conectar tu USB y se realizará la copia de seguridad de forma automática.

En general, yo no suelo tener muchos programas instalados que necesite conservar, y los pocos que tengo, los reinstalo rápidamente tras cualquier formateo. Por eso, yo utilizo la opción de copiar y pegar los archivos que me interesa guardar.

En tu caso, tú tienes que decidir qué opción te va a resultar más útil.

Paso 2: DVD o USB con Windows 7/8.1

En la anterior forma de desinstalar Windows 10 y volver a Windows 7 u 8, el sistema operativo anterior estaba guardado en el propio ordenador y, al eliminar Windows 10, digamos que “volvía a aparecer”.

Pero, en esta ocasión, Windows 7 u 8 no está guardado en el ordenador y, por lo tanto, necesitarás tenerlo en un medio físico externo al propio ordenador, como un DVD o un USB. Asegúrate de tenerlo a mano antes de empezar el proceso.

En general, lo mejor es que tengas un disco de instalación original, proporcionado por el propio fabricante. Pero, si no es así, siempre puedes descargar los archivos desde la web de Microsoft de forma totalmente legal.

Hay que mencionar que, en este punto, querer volver a Windows 7 es un poco más complicado que volver a Windows 8.1, porque tendrás que descargarlo con una clave de producto válida, grabarlo en un DVD, etc. Windows 8.1 no pone todos estos problemas.

Paso 3: A desinstalar

Tras lo anterior, ya puedes conectar tu USB o introducir tu DVD y reiniciar el ordenador. Cuando esté en la pantalla de inicio, tendrás que acceder a la BIOS (esto se hace con F8, 9 o 10, dependiendo de cuál sea el fabricante de tu ordenador. De todos modos, en la pantalla de inicio te lo mencionará).

Cuando hayas accedido a la BIOS, tienes que indicar que quieres que el ordenador se inicie desde el CD o el USB, y, de esta forma, podrás acceder al asistente de formateo e instalación del nuevo sistema operativo.

Y, a partir de aquí, es un formateo normal y corriente de toda la vida.

Desinstalar Windows 10 en portátiles

Por último, existe una forma sencilla de desinstalar Windows 10 de los portátiles, incluso cuando lo instalaste directamente, y no a través de la actualización. Eso sí, debes saber que esta opción solo te servirá si tu portátil traía de fábrica un Windows anterior (y u 8).

Si tu portátil ya traída Windows 10 instalado de fábrica, esta fórmula no te servirá.

Paso 1: Copias de Seguridad

En este caso también será necesario que realices copias de seguridad, tal y como hemos mencionado en la anterior explicación. Si no la haces, perderás todos los archivos y documentos que tienes almacenados.

Paso 2: Acceso a la Recuperación

Como en el primer ejemplo que hemos puesto, el primer paso que deberás dar es ir a Configuración > Actualización y Seguridad > Recuperación. Aquí, podrás buscar la opción “Restablecer este PC”.

Haciendo clic en esta opción, podrás elegir entre mantener los archivos, quitar todo, o restaurar la configuración de fábrica. Lógicamente, lo que tienes que hacer es restaurar la configuración de fábrica, lo que hará que se recupere el sistema operativo anterior.

Paso 3: Instalar antivirus

Como en los casos anteriores, en esta ocasión, también es importante que instales algún buen antivirus para poder disfrutar de una seguridad más o menos aceptable en tu nuevo sistema operativo.

De nuevo, te dejo aquí nuestra guía de compra para los mejores antivirus, donde podrás ver cuál es el que mejor se adapta a tus necesidades y cuál te ofrecerá mayor seguridad.

Algunas consideraciones finales

Este método para desinstalar Windows 10 tiene algunos problemillas que conviene mencionar:

En primer lugar, no siempre se puede realizar. Algunos fabricantes no permiten realizar esta forma de formateo rápido y simple. Debes comprobar que tu fabricante sí que lo permite.

En segundo lugar, puede que tu fabricante permita hacer este tipo de formateo, pero que tú, por error, despiste o por lo que sea, hayas borrado los archivos que tiene el ordenador para realizar este tipo de formateos. En este caso, tampoco podrás.

Por último, he visto que hay personas que tienen problemas para utilizar esta fórmula y regresar a Windows 7. La verdad, desconozco si es posible volver a Windows 7 con este método, puede que no. En cualquier caso, puedes comprobarlo y, si no puedes, optar por la segunda fórmula.

Como has visto, esta guía para desinstalar Windows 10 y regresar a Windows 7 o Windows 8.1 es la mejor que hay en la red. Así que, si quieres ayudarnos, ¡te agradeceríamos mucho que la compartieras en tus redes sociales!