Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Las mejores camas y colchones plegables

Wenche Nomdedeu
Wenche Nomdedeu

Si estás en esta página, debes estar interesado en las mejores camas plegables, ¿verdad? ¡Pues es tu día de suerte! Tenemos la mejor guía para comprar camas plegables. ¡Esperamos que te resulte útil!

🔔 ¿Qué colchón plegable comprar?

No podemos decirte qué cama plegable es mejor así de primeras. Lo que es mejor o no para uno, no lo es para otro. Depende más de ti que del producto. Por ello, te traemos cuatro opciones, según varios criterios, para que elijas.

💲 Mejor cama plegable barata: colchón plegable Badenia Bettcomfort

💲 Mejor cama plegable barata: colchón plegable Badenia BettcomfortVER PRECIO SIN COMPROMISO

Primero, como es costumbre en Comprar Online Barato, veamos qué cama plegable barata es mejor. De esta forma, tendrás una buena opción de compra aunque no tengas un gran presupuesto. Y, por un precio reducido, la mejor opción que tienes es el colchón plegable Badenia Bettcomfort.

Esta cama plegable es, en realidad, un colchón plegable, pero, para el caso, ofrece el mismo servicio, por lo que está bien presentarlo aquí como una opción más barata que sus alternativas (que ya se disparan un poco más de precio, como es normal).

Este colchón plegable tiene unas medidas de 196 * 65* 8.5 centímetros, por lo que es genial para una persona individual. Sin embargo, una vez está plegado apenas ocupa 65 * 65 * 25 centímetros. Es decir, la reducción es más que notable.

Por otro lado, hay que mencionar que la funda es extraíble y que se puede lavar a 30º C sin ningún problema, siendo en un 52% poliéster y en un 48% algodón. El relleno es de espuma de poliuretano.

Por lo demás, está disponible en tres colores diferentes, que son negro, azul turquesa y rojo. Así tienes variedad para que puedas elegir aquel color que mejor se adapta a los demás elementos de tu vivienda.

La ventaja de este colchón plegable es que, mientras no le estás dando uso, puedes optar por utilizarlo como un lugar donde sentarte, porque tiene el tamaño adecuado y es muy cómodo.

Sin embargo, no todo es bueno en este colchón. Lo cierto es que, con el tiempo, la espuma de poliuretano de su interior se va comprimiendo, y llega un punto en el que no es cómodo dormir en él.

Pero, por el precio que tiene, la verdad es que es una opción de lo más interesante, y te puede ahorrar muchos problemas de no tener cama para tus invitados. ¡Que no vuelvan a dormir en el sofá!

Así que, si buscabas la mejor cama plegable barata del mercado, lo mejor que puedes hacer es optar por este colchón plegable, que te dará el mismo servicio por un precio bastante más reducido.

PROS
  • Núcleo de espuma cómoda para viajes
  • Cubierta suave de 100% poliéster
  • Tamaño extendido de 196 x 65 x 15 cm y plegado de 65 x 65 x 45 cm
CONTRAS
  • Es solo un colchón
VER PRECIO SIN COMPROMISO

😍 Comprar cama plegable calidad-precio: OUTAD para camping

😍 Comprar cama plegable calidad-precio: OUTAD para campingVER PRECIO SIN COMPROMISO

Ahora podemos pasar a ver la mejor opción en términos de relación calidad-precio. Esta es la mejor opción para los que quieren conseguir lo máximo pagando lo mínimo posible. Si buscas este equilibrio entre calidad y precio, deberías quedarte con la OUTAD para camping.

Esta cama plegable está pensada especialmente para campings. Sin embargo, que esté pensada para campings no significa que sea únicamente para campings. También se puede utilizar en el hogar si la ocasión lo requiere.

Esta cama plegable es muy ligera, por lo que es fácil de llevar de un lado para otro. Precisamente por ello está pensada inicialmente para los campings. Sin embargo, que sea ligera también es algo útil a la hora de llevarla de una habitación para otra cuando hay invitados en casa.

Lo mejor de todo es que, pese a su construcción muy ligera, lo cierto es que utiliza aluminio aeroespacial como stent, lo que puede hacer que aguante hasta 200 kilos de peso (algo realmente sorprendente, viendo las fotos).

El material en el que se ha fabricado es muy transpirable, por lo que no deberías tener ningún problema en este sentido. Además, es resistente a las roturas y al agua (ya sabes, es una cama plegable pensada, inicialmente, para campings).

El mayor problema que tiene es que no es muy cómoda. Es decir, no está pensada para dormir en ella cada día, sino para una ocasión puntual en la que sea necesario. Para un uso más continuado, te recomiendo alguna de las dos siguientes.

Así que, si buscabas la mejor cama plegable en términos de relación calidad-precio, esta es la mejor opción que encontrarás. No es una cama plegable como las que estás acostumbrado a imaginar, pero te resuelve el problema de tener invitados sin dificultad.

PROS
  • Muy fácil de instalar
  • Aguanta hasta 200 kilos
  • Múltiples usos
CONTRAS
  • No es la más cómoda
VER PRECIO SIN COMPROMISO

🔥 Mejor cama plegable del mercado: Beautissu para invitados

🔥 Mejor cama plegable del mercado: Beautissu para invitadosVER PRECIO SIN COMPROMISO

Ahora, veamos la mejor opción de gama alta, pero todavía a un precio asequible. Como puedes suponer, el precio sube un poco, a la par que la calidad. En mi opinión, la mejor opción de gama alta es la Beautissu para invitados.

Esta ya es una cama plegable como tal, y no un simple colchón o una camilla para ir de camping. Se trata de una cama de 90 * 200 centímetros que, cuando se pliega, ocupa cerca de 90 * 35 * 113 centímetros y tiene un peso de tan solo 21 kilos.

Además, cuenta con ruedas dobles, lo que hace que sea mucho más sencillo transportarla de un lado para otro, lo cual siempre es conveniente para poder utilizarla y guardarla de la forma más eficaz posible.

El colchón tiene un grosor de unos 10 centímetros de gomaespuma, y la cobertura es de cuidado y lavado muy sencillo, siendo en un 41% poliéster, y en un 59% algodón. Por ello, además, es muy resistente.

La madera del somier, por lo demás, está fijada a la armadura de metal y soporta hasta 100 kilos de peso, por lo que prácticamente cualquier persona puede dormir en esta cama plegable sin problemas.

Así que, si estabas buscando una excelente cama plegable, pero no necesitabas irte a por la mejor opción del mercado para no gastar tanto, esta es una gran opción. Sus características son muy buenas y su precio, aunque algo más elevado, no se dispara demasiado.

Eso sí, si quieres una cama plegable que no moleste absolutamente nada y que permita dormir con la mayor comodidad posible, entonces te recomendamos que eches un ojo a la siguiente, porque esa sí que está a otro nivel.

PROS
  • Muy cómoda
  • Con somier
  • Tamaño extendido de 78 x 188 cm.
  • Tamaño plegado de 90 x 35 x 113 cm
CONTRAS
  • Un poco caro
VER PRECIO SIN COMPROMISO

💡 ¿En qué fijarme al comprar camas plegables?

Visto qué camas plegables son mejores, pasemos a la guía de compra propiamente dicha. De esta forma, aunque no te guíes por nuestras recomendaciones, podrás acertar en tu compra. Los aspectos más importantes en los que debes fijarte son los siguientes:

Tipo de cama plegable

Lo primero en lo que te tienes que fijar, como es natural, es en el tipo de cama plegable que vas a comprar, porque existen diferentes opciones, y cada una tiene sus propias características.

Podemos separar las camas plegables en los siguientes tipos:

  1. Camas plegables horizontales: Este tipo de cama plegable se pliegan hacia la pared por el lado más largo, de ahí que se les llame horizontales. Cuando están completamente abiertas, por lo tanto, ocupan menos espacio (aunque esto también depende de la distribución de tus muebles).
  2. Camas plegables verticales: A diferencia de las camas plegables horizontales, las verticales se pliegan hacia arriba, es decir, por el lado más corto. Suelen ser un poco más aparatosas e incómodas por su propio diseño, pero, en algunos casos, son las únicas que se pueden utilizar (dependiendo de la distribución de tus muebles).
  3. Camas plegables con mesa de estudio: Estas camas plegables suelen contar con una mesa de estudio “oculta”, que se deja ver cuando está plegada. De esta forma, tienes ambos elementos en el mismo mueble. Por sus características, estas camas plegables son utilizadas, sobre todo, por los estudiantes.
  4. Camas plegables con armario: Esta es otra opción para obtener mayor eficiencia en el uso del espacio, como la anterior, pero, en lugar de optar por tener una mesa de estudio, cuentan con un armario. Generalmente, el armario aparece cuando se abre la cama.
  5. Literas plegables: Las literas plegables son, esencialmente, camas plegables horizontales dobles. La única diferencia es que cuentan con una estructura más fuerte, puesto que tienen que aguantar el peso de ambas camas (y ambas personas durmiendo en ellas). Sin embargo, por lo demás, son muy parecidas y, naturalmente, muy recomendables, porque ganas una cama adicional.
  6. Camas plegables convertibles: Por último, están las camas plegables convertibles, que destacan, básicamente, por convertirse en otro mueble cuando están cerradas. De esta forma, también son geniales en la gestión del espacio.

Comodidad y firmeza

Naturalmente, cuando compras una cama plegable, te debes fijar en la comodidad y en la firmeza que aportan. De lo contrario, te encontrarás con una cama incómoda en la que nadie querrá dormir.

Uno de los problemas más habituales es que este tipo de camas tienen una serie de barras o muelles muy mal colocados, que hacen que se clavan cuando estás durmiendo en ellas. Y, naturalmente, eso es problemático, porque generan incomodidad.

Por ello, lo primero en lo que te tienes que fijar es en si estas camas tendrán un uso continuado o un uso ocasional. En el caso de que tengan un uso ocasional, el problema que estamos mencionando no es tan importante, porque si por un día te clavas un muelle, mala suerte.

Sin embargo, si vas a dormir habitualmente en este tipo de camas, es importante que lo hagas cómodamente, porque si descansas mal, tu estado de salud se ve sustancialmente deteriorado, y nadie quiere eso.

Por ello, asegúrate de que la cama plegable que compras tiene una comodidad aceptable para el uso que se le va a dar. Siempre es recomendable invertir un poco más para conseguir la mejor comodidad posible.

Tamaño

Por supuesto, también tendrás que fijarte en el tamaño de la cama. Y es que no es lo mismo una cama de matrimonio que una cama individual, y no es lo mismo una cama para una persona adulta, que para un niño.

Por lo tanto, deberías tener en cuenta quién va a dormir en esa cama. Si, por ejemplo, lo que quieres es una cama para que duerma tu sobrino cuando viene a pasar el fin de semana contigo, puede que te base con una de tamaño reducido.

Sin embargo, si quieres una cama para cuando vienen tu hermano y tu cuñada desde otra ciudad, lo que necesitarás es una cama más grande, probablemente de matrimonio.

Y, si la quieres para ti mismo, porque eres un estudiante viviendo en un pequeño piso, lo que necesitarás es una cama sencillita, que puedas utilizar tú y no ocupe más de la cuenta.

Cada persona tiene sus necesidades y tiene que optar por aquella cama que se ajusta al tamaño necesitado. No tiene sentido gastar más por un tamaño que no utilizarás, y no tiene sentido ahorrarse dinero para quedarse sin espacio cuando se necesite.

Ahora bien, no solo tienes que tener en cuenta el tamaño de la cama en sí, sino que también tienes que tener en cuenta ese tamaño en relación al espacio del que dispones. ¡Imagínate comprar una cama grande y que, al desplegarla, no quepa en el espacio que tienes!

Ten mucho cuidado con este tema, porque es uno de los más relevantes junto al de la comodidad.

Sistema de plegado

Otro punto relevante es el sistema de plegado que tiene la cama que vas a comprar. Y aquí hay que mencionar dos apartados diferentes para que te asegures de comprar la mejor opción para tu caso particular.

Por un lado, tienes que fijarte en si estás comprando una cama plegable manual o automática. Como el propio nombre dice, las camas plegables se pliegan mediante el uso de la fuerza manual, y, por tanto, son más incómodas, pero más baratas.

Las camas plegables automáticas, por su parte, son más cómodas y prácticas, porque no tienes que hacer esfuerzos para plegarla y desplegable, pero son más caras. En general, no suelen ser muy necesarias, pero, para gustos, los colores.

Más importante es el sistema de plegado en sentido estricto. Es decir, ¿cómo se pliega? ¿Tiene un corte central haciendo que el plegado sea en dos fases, como un acordeón? ¿O se pliega de una sola vez levantándola contra la pared?

En general, las opciones que tienen un plegado doble son más incómodas, porque el colchón, por así decirlo, se parte. Y, naturalmente, eso es algo que se nota cuando te pones a dormir.

Sin embargo, las que no tienen este sistema de doble plegado, necesitan mayor espacio en la pared, y no todo el mundo dispone de ese espacio. Así que deberás tenerlo en cuenta cuando hagas tu compra.

Peso que soportan

Cómo no, el preso que soportan las camas también es relevante, y está bastante relacionado con el tamaño. En general, las camas ya están pensadas para aguantar un peso aceptable en virtud del tamaño que tienen.

Por ejemplo, una cama plegable de matrimonio aguanta mucho más peso que una cama plegable para niños. Esto es una obviedad a la que no hace falta dedicarle más espacio.

Sin embargo, más allá de eso, dentro de las propias camas plegables de matrimonio o las propias camas plegables para niños, existen diferentes opciones en lo que respecta al peso.

Y, como sucedía en el caso del tamaño, en general, no conviene comprar más de lo que se va a necesitar. Si quieres una cama plegable para ti y tú pesas 80 kilos, con que el límite sea de 100 kilos vas más que sobrado.

Eso sí, siempre tienes que comprar un poco más de lo que se va a necesitar. No mucho más, pero un poco, por si hubiese cualquier problema o se añade un poco de peso extra, que la cama aguante ese extra puntual.

Por lo demás, tampoco puedes irte a por una cama que aguante poco peso por el simple hecho de querer ahorrar un poco. Si lo haces, lo más probable es que una noche te despiertes en el suelo y habiéndote dado un buen golpe.

Como puedes ver, esta es la mejor guía de compra de camas plegables. Te hemos dado tanto las mejores opciones de compra, como los elementos en los que debes fijarte si compras por tu cuenta. Y, si nos quieres ayudar, te agradeceremos que compartas esta guía en tus redes sociales.

Puntúa esta guía